jueves, marzo 10, 2016

Posicionamiento Dip. Bernardo Quezada/ Dictámenes Comisión de Niñez y Educación

Posicionamiento del Grupo Parlamentario Nueva Alianza, a cargo del diputado José Bernardo Quezada Salas, referente a los dictámenes por los que se reforman el artículo 42 de la Ley General de Prestación de Servicios para la Atención, Cuidado y Desarrollo Integral Infantil, y diversas disposiciones de la Ley General de los Derechos de Niñas, Niños y Adolescentes.
El desarrollo integral de nuestras niñas, niños y adolescentes debe ser una prioridad nacional, si realmente aspiramos a construir un México próspero. 
Con el permiso de la Presidencia.

Compañeras y compañeros legisladores.

En esta oportunidad me referiré a los dos dictámenes que presenta la Comisión de los Derechos de la Niñez, los cuales abordan aspectos fundamentales para materializar los derechos humanos de nuestros infantes.

Por un lado, el derecho a la protección de la salud y a la seguridad social, garantizando las medidas para la prevención de accidentes en las guarderías; y por otro lado, el derecho de acceso a una vida libre de violencia y a la integridad personal.

En primer lugar, manifiesto que los integrantes del Grupo Parlamentario Nueva Alianza votaremos a favor del dictamen por el que se reforma el artículo 42 de la Ley General de Prestación de Servicios para la Atención, Cuidado y Desarrollo Integral Infantil.

En Nueva Alianza consideramos necesario obligar a que en los espacios públicos o privados donde se presten servicios de cuidado y desarrollo integral infantil, se observe en todo momento la clasificación de riesgos establecidos en las Normas Oficiales Mexicanas.

Ello con el propósito de garantizar condiciones de seguridad, prevención, protección y combate de incendios en los centros de cuidado infantil. 

Con esta reforma, los Centros de Atención Infantil deberán tener no sólo instalaciones hidráulicas, sino que ahora será obligatorio que cuenten con equipos contra incendios tanto fijos como portátiles.

Así, las guarderías y Centros de desarrollo infantil deberán tener equipos de operación manual como extinguidores y además, dispositivos instalados de manera permanente como rociadores automáticos, mangueras o sistemas de espuma para combate de incendios.

Las precisiones que se adicionan velarán por el interés superior de la niñez, y también darán tranquilidad a las madres y los padres, quienes podrán ir a trabajar con la certeza de que las instalaciones donde se brinda cuidado a sus hijas e hijos cuentan con estándares de seguridad suficientes para proteger la integridad de los infantes para reducir riesgos en caso de incendios.

No podemos permitir que vuelvan a suceder desgracias como las de la Guardería ABC en Hermosillo, Sonora. Nuestra responsabilidad como legisladores es establecer los criterios normativos para prevenir estas tragedias, pero también es responsabilidad de la autoridad competente aplicar la ley.

¡Y que nunca más!, la negligencia sea causa del dolor de los padres de familia.

En cuanto al dictamen con proyecto de decreto por el que se reforman y adicionan diversas disposiciones de la Ley General de los Derechos de Niñas, Niños y Adolescentes, a fin de establecer en la norma el derecho a la paz que tienen nuestros infantes, el Grupo Parlamentario Nueva Alianza votará a favor del mismo.

Una nación que aspira al progreso de su población tiene la obligación de velar por el desarrollo integral de sus niñas, niños y adolescentes. Obligación que debe traducirse en políticas que contribuyan a generar las condiciones óptimas a partir de las cuales nuestros niños se desarrollen en ambientes armónicos que potencialicen sus destrezas, habilidades y capacidades, que los ayuden a convertirse en ciudadanos comprometidos con su comunidad.

Porque nuestras niñas, niños y adolescentes no son el futuro de este país, son el presente y tenemos la responsabilidad de velar por sus derechos humanos.

De acuerdo con la Red por los Derechos de la Infancia, se calcula que en México hay entre 30 mil y 50 mil niñas, niños y adolescentes que han sido incorporados a la delincuencia organizada.

Cientos de ellos han perdido la vida, algunos son atraídos por grupos criminales que les designan tareas específicas de acuerdo a su edad y sexo, otros más viven las consecuencias de la desintegración familiar. Tenemos un compromiso pendiente con ellos.

En Nueva Alianza estamos convencidos que la paz no es sólo un deseo, es un esfuerzo consciente que se construye con acciones. En esta tesitura consideramos que la propuesta que se somete a consideración de esta Asamblea contribuye a reconocer el Derecho a la Paz, como un derecho individual y colectivo para los niños, las niñas y los adolescentes. Mismo que representa un elemento esencial para garantizar el pleno ejercicio, respeto, protección y promoción de sus demás derechos humanos. 

La renuncia generalizada a la violencia requiere el compromiso de toda la sociedad. Por ello, la paz no es un tema de gobierno, sino de la sociedad en su conjunto.

Reconocer que las personas menores de edad tienen derecho a la paz es un compromiso de Estado que confirma que los derechos humanos sólo pueden hacerse efectivos en un ambiente de concordia, tolerancia y armonía.

La paz duradera es premisa y requisito fundamental para el ejercicio de todos los derechos y deberes humanos.

Con nuestro voto a favor de estos dictámenes, Nueva Alianza refrenda su compromiso de velar por el futuro de México y asume su responsabilidad con los derechos humanos de nuestras niñas, niños y adolescentes.

Por su atención, muchas gracias.

Es cuanto, diputado Presidente.

No hay comentarios:

Publicar un comentario